Las labores cotidianas, el estrés diario, las pruebas y retos o el simple hecho de comenzar una mañana cada día, trae sus experiencias que pueden llevar a las personas a estar agradecidas o por lo contrario a sentirse tristes y en cierto grado deprimidas.

 

Todo ello se puede atribuir a las situaciones que pueda estar atravesando cada individuo en un momento determinado. Pero, ¿Puede la fe en Jesucristo ayudar a las personas en la vida diaria?, ¿Cómo se pueden aplicar las enseñanzas del Salvador en la cotidianidad?

 

Es un hecho demostrado que quienes son agradecidos tienden a ser más felices que aquellos que no lo son. El tener fe en Jesucristo y sentir agradecimiento por todo lo que Él ha hecho por la humanidad ayuda a las personas a desarrollar numerosas cualidades que pueden ayudarles a llevar situaciones cotidianas e incluso aquellas que no se esperan.

Jesucristo-mormon-250x250

El ser agradecido por cada una de las bendiciones que se reciben a diario ayuda a las personas a desarrollar pensamientos positivos y a realizar los quehaceres diarios con más entusiasmo y amor.

 

Jesucristo ha sido un gran ejemplo para cada uno de los seres humanos que le han llegado a conocer a través de las Escrituras. Él es ejemplo de cómo se puede llevar una vida diaria llena de amor, tranquilidad y espiritualidad.

 

Para los miembros de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, conocidos por algunos como mormones, el tener presente la enseñanzas del Salvador de la humanidad, Jesucristo, en sus vidas, les ayuda a desarrollar cualidades que les permiten estar en armonía y felices por cada tarea que realizan.

 

Los mormones creen que todos somos hijos de Dios y por eso como hijos de Dios tienen el potencial divino de desarrollar sus talentos. Al respecto los profetas vivientes, de esta la séptima y última dispensación (etapa en el cual el Señor tienen como mínimo un siervo autorizado) de  todos los tiempos, han indicado la manera de cómo debemos enfrentar las experiencias y adversidades, alcanzando un equilibrio adecuado en la vida de cada persona en la actualidad y con una visión de futuro eterno.

 

En septiembre de 2012, precisamente el élder M. Russell Ballard, del Quórum de los Doce Apóstoles, en discurso “Cómo mantener el equilibrio en la vida”, dio ocho sugerencias que pueden ayudar a enfrentar los muchos desafíos de la vida sin sentirse abrumados.

Jesus-Walk-Water-Mormon

El élder M. Russell Ballard recalcó que “enfrentar los diversos y complejos problemas de la vida cotidiana no es tarea fácil y puede trastornar el equilibrio y la armonía que buscamos. Muchas personas buenas hacen grandes esfuerzos por mantener ese equilibrio, pero a veces se sienten abrumadas y derrotadas”.

 

Indicó el líder de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días que era necesario y en primer lugar el establecer prioridades. En este sentido señaló que era importante buscar paz y pensar para reconocer las prioridades y enfocarse en ellas, tal y como Jesús lo hizo y está registrado en Lucas capítulo 5, versículo 16, donde se muestra que el Salvador buscaba inspiración en lugares de paz y por medio de la oración.

 

En segundo lugar, recomienda el élder M. Russell Ballard, el establecer metas que sean alcanzables y trabajar para lograrlas según su importancia. Como tercera recomendación está el organizar su presupuesto con prudencia colocando las verdaderas necesidades en primer lugar e incluyendo en estas el pagar un diezmo íntegro.

 

Otra de las sugerencias, la cuarta, es el que fortalezcan las relaciones familiares y de amistad, haciendo énfasis en la comunicación abierta y sincera. En el quinto lugar de sugerencias está el estudio constante de las Escrituras, lo cual ayudará a encontrar las palabras y acciones adecuadas por inspiración santa.

 

Como sexta propuesta de llevar una vida cotidiana basados en las enseñanzas del Evangelio y de la fe en Jesucristo, el élder Ballard invita a los Santos de los Últimos Días a cuidarse, e invita a estar vigilantes con el descanso, la alimentación y el ejercicio. Ello brindará más tiempo de vida y con calidad.

 

En esta lista de sugerencias, el líder de la Iglesia de Jesucristo afirma, en séptimo lugar, que es necesario el vivir el Evangelio, y ello se logra efectuando la Noche de Hogar semanal. Cumpliendo con una vida más justa, correcta y llena de amor. Élder M. Russell Ballard aseguró que “Satanás siempre trata de destruir nuestro testimonio, pero mientras estudiemos el Evangelio y guardemos los mandamientos, él no tendrá poder para tentarnos ni perturbarnos más de lo que tengamos fuerzas para resistir”.

 

Y finalmente, como octava sugerencia inspirada de cómo la fe en Jesucristo puede ayudar en la vida diaria a cada persona, el miembro del Quórum de los Doce Apóstoles destacó la necesidad de orar con mucha frecuencia: “Mi última sugerencia es que oremos a menudo, individualmente y en familia. Mediante la oración constante y sincera, pueden saber las decisiones correctas que deben tomar a diario”.

 

Saber que Jesucristo llevó la mayor carga de sufrimiento en la vida y de cada uno de los seres humanos que han habitado, habitan y habitarán la tierra puede dar una idea que cualquier pesar o desafío es llevadero y resultará en bendiciones personales especiales y refinadores. Brinda paz el saber que, como se registra en el libro de Mosíah, en El Libro de Mormón, Otro Testamento de Jesucristo, capítulo 4 versículo 27: “No se exige que un hombre corra más aprisa de lo que sus fuerzas le permiten”. Por lo tanto la velocidad que abruma a cada persona, siempre se podrá controlar.

 

 

 

Rosselly Briceño de Mendoza

Miembro de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, donde sirve como secretaria de las Mujeres Jóvenes de Barrio Unión, Estaca Los Sauces, Valencia-Venezuela. Periodista (Comunicador Social, mención Desarrollo Social), egresada de la Universidad Católica Cecilio Acosta en Venezuela.

 

Derechos de autor © 2017 Jesucristo. Todos los derechos reservados.
Este sitio web no es propiedad ni está afiliada a La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (algunas veces llamada la Iglesia Mormona o Iglesia SUD). Las opiniones aquí expresadas no representan necesariamente la posición de la Iglesia. Las opiniones expresadas por los usuarios individuales son de responsabilidad de los usuarios y no representan necesariamente la posición de la Iglesia. Para visitar las páginas oficiales de la Iglesia, sírvase visitar LDS.org o Mormon.org.